jueves, 11 de julio de 2013

Molletes tipo antequera



Esta receta es una de la que mas repito, ya que es fácil de hacer y además, salen unos bollos tipo mollete, que están muy ricos. Los he hecho durante todo el invierno, ya que los congelaba y se los llevaba Eduardo niño para la merienda del cole. La receta nos la dio Aurelia, que es profesora de panadería del IES Almeraya. con ella hemos aprendido muchas de recetas, tanto de bollería como de panadería.

Ingredientes:

500 g harina de trigo
300 ml agua
5 ml aceite oliva
10 g sal
8 g levadura liofilizada






Elaboración:

Se ponen todos los ingredientes en la batidora-amasadora y se amasa hasta obtener una masa elástica y homogénea. Sacamos a masa del bol y la dejamos reposar en una mesa enharinada unos 10 minutos. Os daréis cuenta que este paso es común a casi todas las elaboraciones, con lo que, cuantas mas hagáis, mejor os saldrá.

Cortamos en piezas de 150 g, se pueden hacer mas pequeñas, pero para un bocata de un adolescente, lo ideal son de 150 a 175 g por pieza. Una vez cortados, se dejan reposar sin formar los bollos, unos 10-15 minutos.











Transcurrido este tiempo, formamos los bollos redondos, los ponemos en una placa de horno cubierta con papel sulfurizado o una plancha de silicona, separados entre si. Nos manchamos las manos con harina y los aplastamos hasta que tengamos la forma de los molletes. Dejamos fermentar hasta que doblen su tamaño. Al ser verano, tenemos que tener cuidado, ya que es muy fácil que se pase la fermentación.


Precalentamos el horno a 190ºC y una vez caliente, horneamos 12 minutos. Se nos deben quedar unos bollos blanquitos, ya que los molletes se caracterizan por parecer poco cocidos. Si las piezas son de 100 g, con 10 minutos de horno sera suficiente.
Animaros a hacerlos, son fáciles y el resultado es muy bueno. Se pueden congelar y para desayunar con aceite, tomate y jamón, para que contaros mas. ¿Quien pone el café?


No hay comentarios:

Publicar un comentario